“Hombre Cayado”

MARK CAHILL E-NEWSLETTER

Abril 2015

Zach1

Hay ciertos momentos en la vida cuando conoces a alguien, y sabes que tu vida no va a ser la misma. Lamentablemente, no hay suficiente gente como ésta en este mundo. Cada uno es único y diferente. Hay algo especial acerca de cada alma caminando por las calles del planeta Tierra. Estamos demasiado ocupados para hablar con ellos, o mantienen las cosas bajo llave y escondidos y no dejamos que nadie vean lo que son. O bien, hacemos lo mismo y no nos abrimos a los demás. Pero todo el mundo debería estar afectando a todos de alguna u otra manera.

Mi amigo Zach era así. ¡Ahora lo curioso es que no puedo recordar dónde conocí a Zach! ¡Debo estar un poco viejo! Pero espera, yo no sé dónde fue. No fue en la iglesia. No estaba en su casa. No fue en una cafetería. Fue en las calles. Era fuera de casa haciendo la obra del Señor de alcanzar a los perdidos. Ahora, ¿cómo puedo saber esto incluso cuando no me acuerdo cuando lo conocí? Fácil. Ahí es donde siempre se encontraba Zach. Fue en las calles todo el tiempo en los eventos deportivos, conciertos, festivales, desfiles, eventos artísticos y artesanales, inauguraciones, fiestas de fin de año, carnaval, vacaciones de primavera, está bien… mis dedos se están cansando, ¡así que voy a dejar de escribir todos los lugares donde Zach ha sido testigo! Él siempre estaba ahí fuera. Día a día. Él estaría en el Philips Arena, Woodruff Park, el palacio de justicia del condado de Cobb, el Centennial Olympic Park, etc. No le importaba a él. Si había gente perdida fuera de casa en algún evento en Atlanta, Zach estaba allí o tratando de llegar allí.

Zach2

No digo esto a la ligera. No digo esto tratando con mantequilla a alguien. Lo digo sinceramente. ¡Zach Baxter era el hombre de Dios más fiel en alcanzar a los perdidos en Atlanta, GA, sin excepción! ¡Qué tipo! No era más que un tremendo y fiel ganador de almas. Le encantaba la plantación de semillas con los perdidos. ¡Me encantó! Tanto si estaba repartiendo folletos, hablando uno a uno, o la predicación al aire libre, Zach amó a los perdidos.

Hechos 18:24:

“Y cierto judío llamado Apolos, natural de Alejandría, varón elocuente, poderoso en las Escrituras, vino a Éfeso.”

Zach3

Zach amaba la Palabra de Dios. Él siempre decía: “Lee y pon atención”. Quería que la gente conociera sus Biblias y viviera lo que estaban leyendo.

Ahora, curiosamente, a los perdidos realmente les gustaba también. Ahora no me malinterpreten: A una gran cantidad de gente perdida no le gusta que vayamos a los conciertos hablando del pecado, y que sean salvos. Pero Zach tenía una forma. La gente charlaba con él. Se detenían y hablaban con él. Siempre pensé que tenía esa forma de abuelo que simplemente intrigaba a la gente. Habló la verdad a la gente, pero lo hizo en el amor. Eso es realmente una de las mejores marcas de un gran ganador de almas.

1 Juan 2:15-17:

“No améis al mundo, ni las cosas [que están] en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. Porque todo lo que [hay] en el mundo, la concupiscencia de la carne, y la concupiscencia de los ojos, y la soberbia de la vida, no es del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y su concupiscencia; pero el que hace la voluntad de Dios, permanece para siempre.”

¡Ese fue Zach! No amaba las cosas del mundo. Él no podría importarle menos acerca de ello. Fue a diario a ese mundo tratando de llegar a las personas, y no estaba por ahí tratando de ser como este mundo perdido. ¡Las necesidades de Zach eran cosas como un abrigo más cálido para usar cuando fue testigo en el invierno! Necesitaría un poco de dinero extra para llevar a su esposa en un viaje en autobús para ver a su hija en Jacksonville. Ese fue Zach. Él no se preocupaba por las cosas del mundo. Sabía que estaba de paso hacia el otro lado.

Zach4

Bueno, ¡el viaje de Zach está hecho! Él pasó de más a la otra parte hace unas semanas. Zach se cayó y se golpeó la cabeza. Él nunca se recuperó. Era de cincuenta y ocho años de edad. Por supuesto, fue en un restaurante esperando a un amigo para recogerlo, porque iban a testificar esa noche! ¡Ese es el Zach Baxter que conozco y amo!

Salmo 116:15:

“Estimada [es] a los ojos de Jehová la muerte de sus santos.”

Fue un gran día para el Señor cuando Zach tuvo su último aliento, ¡¡y fue un gran, gran, gran día para Zach cuando tomó su último aliento y se trasladó a la presencia del Señor!!

Yo no uso la palabra “insustituible” para describir a las personas. Las personas son reemplazables cuando se trata de la obra del reino. Lee Hebreos 11. Todas esas personas se han ido, y el cristianismo todavía se está moviendo hacia adelante. Cuando yo muera, el cristianismo seguirá moviéndose hacia adelante, también.

Zach5

Pero me refiero a esto: Se necesitaría de diez a quince personas para reemplazar lo que Zach estaba haciendo para el reino. No era más que un celoso ganador de almas. Literalmente, único en su clase.

Mateo 9:37, 38:

“Entonces dijo a sus discípulos: A la verdad la mies [es] mucha, mas los obreros pocos. Rogad, pues, al Señor de la mies, que envíe obreros a su mies.

Por favor oren por nosotros aquí en Atlanta. Necesitamos más trabajadores en el campo de cosecha. Va a tomar un montón de gente para reemplazar a Zach. Los necesitamos ahora. Por favor oren por más obreros en su ciudad, también.

Una gran cosa acerca de Zach era que él era un gran, gran animador. Siempre animó a estar fuera en las calles para compartir su fe. Él sólo tenía una forma suave de dar codazos para tomar el ritmo. Siempre amaré eso de él.

Zach tenía un maravilloso sentido del humor. ¡Quiero decir simplemente maravilloso! Podía hacer reír hasta que se te cayera el sombrero. Él solía llamarme siempre ‘Chapo’ o ‘Estirado’ cuando nos reuníamos en las calles. Siempre he sido una persona que jugaba con los nombres de las personas, así que lo llamaba Zachary, Zacarías, Z-Man, Ataque Zach, ¡y probablemente algunos otros!

Pero una noche, estaba caminando hacia mí en las calles, y lo miré y dije: ‘Hombre Cayado’ Bueno, ¡digamos que se le quedó! Como se puede ver en la imagen, en sus últimos años, empezó a llevar este palo. ¡Mamá siempre me dijo que fuera amable con la gente con palos! ¡Uno nunca sabe cuándo puede ser que deseen usarlo en ti! Así Hombre Cayado se convirtió en su nombre el último año o dos de su vida. No había nada como cuando Hombre Cayado venía caminando por las calles. Sabías que iba a ser una gran noche de testimonio.

Zach6

Si todavías tienes el libro Paradise [“Paraíso”] que escribí en tu posesión, ve a la página 183. Míra las páginas 183-185 y 208 y 209. Sí, ¡Zach en mi libro es el mismo Hombre Cayado! Me encantó Zach y su celo, por lo tanto quería ponerlo en uno de los libros. ¡Lo gracioso es que a él le encantaba estar en el libro! Le diría a la gente acerca de estar ahí. Sólo quería honrar su fidelidad, de una manera que sabía cómo.

Por favor oren por su esposa Vickie y sus dos hijas. Ellos tienen una gran fe en el Señor. Así veremos su fuerza en Dios, incluso a pesar de perder a su marido y padre.

Zach7

De vez en cuando, le atino a la trifecta. En mi cumpleaños, yo siempre hago dos cosas: conseguir una buena comida (¡lo que significa que no cocino!), y testifico al menos a una persona. Pero de vez en cuando, le atino a la trifecta en mi cumpleaños; me sale una buena comida, testifico al menos a una persona, ¡y llego a predicar! Eso sucedió el año pasado, ya que mi cumpleaños era un domingo. Así que mirando a 2015, vi que mi cumpleaños fue un lunes, lo que las posibilidades eran más delgadas que iba a atinar la trifecta. Así como el día se acercaba, me di cuenta de que sólo iba a conseguir hacer dos de los tres. Cuando Vickie le dijo que Zach no iba a lograrlo, ella me dijo que Zach quería que yo hablara en su funeral. Estaba tan humillado por eso. Eso realmente significa mucho para mí y siempre lo haría. Bien lo has adivinado: ¡Su funeral fue en mi cumpleaños! Así que tuve una buena comida en un restaurante de cocina mediterránea. Como ya sabes, ¡hablo con mucha gente perdida allí! También hablé con el chico de pie en la esquina de la calle sosteniendo el signo para algunos negocios. Oh, ¡él acaba de visitar una iglesia el día anterior! Entonces me puse a dar testimonio a algunas personas en una gasolinera, ¡y la noche fue rematada al permitirme Dios hablar en el funeral de Zach y decir algunas cosas buenas sobre él y para glorificar a Dios, también!

Proverbios 11:30:

“El fruto del justo es árbol de vida; y el que gana almas [es] sabio.”

¡Confía en mí cuando digo que Zach estaba cargado de sabiduría!

¡Descansa con el Príncipe de la Paz, Hombre Cayado! Una vida bien vivida por el Señor. Gracias por hacer que Jesús se vea tan bien mientras estabas aquí. Dile a Jesús hola y gracias por mí, ¡y yo te veré muy pronto!

Zach8

Hasta que las redes estén llenas,

Mark Cahill

***

Instrucciones: ¡Las Buenas Noticias de Jesús son aún mejores cuando se comparten! Te animamos a compartir este artículo con tus amigos y familiares.

Traducción: Alexis “El Broder” Rodríguez

Citas Bíblicas: Versión Reina-Valera-Gómez 2010

2 pensamientos en ““Hombre Cayado”

  1. Pingback: Sólo puedo imaginar | Busca la Senda Antigua: [Jeremías 6:16]

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s